Las gasolineras confían en que habrá suministro de Adblue, pero su precio será elevado

Las gasolineras confían en que habrá suministro de Adblue, pero su precio será elevado

Si los agricultores están preocupados por un posible desabastecimiento de urea para fertilizar sus campos, la inquietud ha comenzado a rodar también entre los conductores (particulares y profesionales del transporte), que tienen que añadir a sus vehículos diesel un aditivo (Adblue), que se elabora precisamente con una disolución con este compuesto químico. Es obligatorio en aquellos coches fabricados a partir de 2014 (y no en todas las marcas) para reducir las emisiones de óxido de nitrógeno y cumplir así con la norma Euro 6, en vigor desde ese año.

De momento, las gasolineras aragonesas que ofrecen este servicio no han registrado problemas en el suministro, asegura Pilar Soto, presidenta de la Asociación de Estaciones de Servicio de Aragón (Aesar), que advierte, sin embargo, que estas empresas ya han visto cómo en apenas unas semanas se ha duplicado el precio del producto, "por lo que al final también se ha traducido en un incremento del coste en el surtidor".

Soto reconoce que este aditivo puede comprarse también en garrafas, pero resulta más caro que repostar en una gasolinera, donde además la aplicación es mucho más cómoda. Y aunque señala que los empresarios de las áreas de servicio han notado un incremento de las ventas de este producto en los últimos meses, reitera que no han notado alarma entre los clientes. "Algunos nos han preguntado, pero no hay inquietud, porque no todos los conductores precisan de este aditivo", insiste. De hecho, hace un año un litro de Adblue costaba unos 0,70 euros. Ahora han que pagar por la misma cantidad unos 0,90 céntimos "e incluso mucho más".

Puedes leer el artículo completo de Heraldo a través de ESTE ENLACE.